JEET  KUNE DO

En su última etapa de evolución marcial, el arte creado por Bruce Lee está basado en una simbiosis de dos artes de combate occidentales: Juicio de la distancia, tácticas de combate y di rectitud en las acciones, ya sean de puño como patadas. Pero cuando nos encontramos a menor distancia del adversario, entramos en un terreno donde la influencia proviene del boxeo, adaptando la biomecánica corporal para conseguir una mayor potencia en los golpes, así como el uso de las esquivas. El resultado es un arte de combate que ni es esgrima ni es boxeo y tiene unas características propias que lo definen.

Jeet Kune Do tiene un e enfoque de “lucha total” y trabaja cualquier distancia que pueda llevarse a cabo en una pelea, ya sea cuerpo a cuerpo como lucha en el suelo. Sin buscar florituras ni combinaciones espectaculares. JKD arropa los principios de “simple-directo-efectivo” Es un arte enfocado en la defensa personal, en como defenderte desde un prisma real de la manera más eficaz posible.

Las técnicas elaboradas y prefijadas no sirven en un momento de tensión propio de una pelea real. Por ese motivo, Jeet Kune Do está basado en la simplicidad, haciendo  hincapié en el principio de la interceptación y en la economía de movimientos.
Entrenamos con calzado deportivo y aprendemos cómo alinear nuestro cuerpo golpeando con el puño sin la protección de vendas y guantes ( solo usamos guantillas cuando se hacen ejercicios de sparring)

Aprendemos e material técnico con el fin de que nos sea útil en combate. De acuerdo a Bruce Lee, las 3 etapas de la técnica son:

1.- Sincronización con uno mismo, en esta primera etapa, el estudiante aprenderá el uso de su propia biomecánica corporal para poder realizar los golpes con la mayor di rectitud y potencia posibles.

2.– Sincronización con el adversario: en esta etapa el estudiante deja de estar pendiente de si mismo y se centra en las acciones del rival, tal y como juicio de la distancia y aplicación del  “timing” ( capacidad de realizar la acción en el momento preciso)

3.- Aplicación bajo condiciones de combate: en esta tercera etapa el estudiante es introducido al sparring de una manera gradual y con el uso de protecciones.

Jeet Kune Do se diferencia de otras artes marciales tradicionales en que es un método adaptable donde cada estudiante es visto como una entidad individual única. Como seres humanos, tenemos distintas características, y el Jeet Kune Do busca el camino de crecimiento de cada alumno de manera personalizada. Pueden practicarlo hombre y mujeres por igual. El principio “sé cómo el agua” expresa la adaptabilidad propia de este arte de combate y filosofía de vida.
.

Siguenos …

© Copyright - Club Deportivo José Valenciano | 2018